Transformación de la ciudad tras la Expo

Transformación de la ciudad tras la Expo

Post-Expo
Post-Expo

El planteamiento que se baraja es que el suelo situado al oeste de la parcela de 250.000m2 que acogerá la Expo2027 Málaga tenga destino logístico y, una vez finalizada la Expo, se utilice para acometer la ampliación del Centro de Transporte de Mercancías (CTM).

Por su parte, la parte al Este de la parcela principal podría ser utilizada para viviendas del personal que trabaje en el montaje y funcionamiento de la Expo e incorporarse posteriormente al parque de vivienda pública de la ciudad en régimen de alquiler.

De este modo, una vez concluida la exposición, las infraestructuras y edificios creados a tal efecto se convertirán en nuevos espacios productivos para Málaga a medio y largo plazo. El proyecto encaja con las previsiones que refleja el planeamiento urbanístico de Málaga para los próximos años y la zona natural de expansión de la ciudad, al mismo tiempo que daría respuesta en un futuro a la demanda de suelo logístico y de oficinas así como de residencial.